Gracias al apoyo de ángeles donantes y aliados cada día desde hace más de 20 años, la Fundación Proyecto Unión a través del Comedor “María es mi Madre”, brinda alimentación a un promedio de 200 adultos mayores habitantes de calle en el centro de la capital. Uno de los grandes colaboradores que hace posible esta importante misión son la familia Bermúdez Ramírez, propietarios del reconocido restaurante capitalino de comida típica “Piqueteadero Don Jorge”.

 

Jose Alexander Bermúdez, uno de los integrantes de la familia  nos contó acerca del compromiso de toda una familia que durante  años se ha sentido muy comprometidos con la causa. “El poder llevar alimentos  para preparar  la comida a cientos de abuelitos, crea una satisfacción en la parte emocional de nosotros como personas y como empresa, eso nos motiva a ayudar cada vez más, además que nos hemos dado cuenta que en la fundación, si destinan los recursos al bienestar de los adultos mayores habitantes de calle”. 

 

Esta familia llegó al comedor de abuelitos por una monja que les dio la dirección, conocieron las necesidades y todas las falencias que se tenían y decidieron poner en acción su deseo de ayudar, desde ese día semanalmente contribuyen para que los abuelitos tengan una buena alimentación. Luego  ellos se integraron y conocieron  los diferentes programas de la fundación y ampliaron sus aportes. 

 

Gracias a la generosidad de esta ejemplar familia, cientos de abuelitos tienen la posibilidad de recibir desayuno y almuerzo caliente y sustancioso en el “Comedor María es mi Madre”.

Integrantes de la familia Bermúdez Ramírez .

Visit Us On FacebookVisit Us On YoutubeVisit Us On Instagram