Hace más de dos años Alejandra Niño, una joven, profesional en psicología manifestó su intención de hacer un voluntariado y a través del Hospital San Ignacio, donde trabaja actualmente, llegó a la Fundación Proyecto Unión, lugar que le permitió conectar su corazón para comenzar a dejar huella.

Alejandra llegó con la expectativa de realizar su voluntariado profesional desde el área psicosocial, pero una vez conoció las necesidades de nuestra organización y aprovechando su especialización en el área organizacional, así como el Magister en Dirección en Gestión Humana, adelantado en España, orientó todo su esfuerzo para fortalecer esta área.

Sus aportes a la fecha han hecho posible la consolidación de importantes procesos como la selección de personal y el modelo de gestión por competencias, entre otros, así como también el diseño de formatos de entrevista, pruebas psicológicas y asesorías para la creación de evaluaciones de desempeño, dentro del modelo de gestión humana.

Si de servir y ayudar se trata, nunca hay límites para nuestros ángeles voluntarios, quienes como Alejandra, decidieron poner en acción su deseo de ayudar a través de su profesión, dejando su huella por donde van.

De esta manera son un ejemplo a seguir ya que dedican parte de su vida a la transformación de organizaciones sin ánimo de lucro, como la nuestra, que le apuestan a mejorar la calidad de vida de niños y abuelitos en condición de vulnerabilidad, de manera voluntaria.

Visit Us On FacebookVisit Us On YoutubeVisit Us On Instagram